La mujer cavernícola: El primer poema en la historia humana

Cuando todavía no existía la gramática, y el ser humano solo se comunicaba en unas pocas primeras palabras, el primer poema se dio vida, siendo entendible el por qué esté género es de dos tintas: o lo amas o lo odias.

Sea cual sea tu inclinación, vale como hecho curioso conocer cuál fue el primer poema, quién lo escribió y también intentar entender qué fue lo que quiso decir con él. (Si es posible)

Publica la web de PlayGround que el primer poema cobró vida aun cuando el hombre caminaba encorvado, y su comunicación se basaba en golpes, susurros, sonidos graves y movimientos cambiantes.

Era un tiempo amplio para el significado, lleno de grietas y de espacios fértiles en los que cualquier idea podía crecer como una montaña nueva.

Lo sabían bien las mujeres.

No son lo mismo unas flores al fondo de la casa que en la puerta. No hacen lo mismo sobre el vientre de un niño unas semillas de amapola que de violeta.

Relatando una mera experiencia cavernícola, el autor del escrito describe el que una mujer tomó un pincel y sobre la propia pared de piedra, cual pintura rupestre, comenzó a escribir algunas preguntas sobre la vida, la existencia, y el mismo espíritu:

¿Cuánto fuego hace falta para demostrar que bailar junto a la hoguera no es lo mismo que bailar junto a los cerdos?

¿Cuánta lluvia es necesaria para decir que las lágrimas del anciano no pertenecen al mismo mar que las del niño?

Cuánto de fuego, cuánto de mar. Cuánto de luz, cuánto de sombra. Cuando de amor, cuánto de pena.

¿Qué significa que un león se coma las rosas? ¿Qué significa que un hombre devore a una mujer dormida?

¿Qué simbolizan las estrellas: la noche o la vigilia?

Con tantas preguntas sin respuestas, la lectura prosigue con el regreso de la poetisa de las cavernas a su rutina normal, preparando el fuego, y esperando a que su grupo volviese para la cena:

Cuando la última fruta desapareció del cesto y el cántaro se vio vacío, la poeta destapó la pared y les preguntó con los hombros qué les parecía.

Solo el crepitar del fuego se atrevió a romper el silencio.

Algunos se pusieron a llorar.

Otros quisieron consolarlos.

Si bien no precisamente puede que este sea el primer poema creado, bien vale reconocer el empleo del juego imaginativo con la que un poema puede elevar cualquier tema.

¡Feliz día mundial de la poesía!

Con información de PlayGround y redacción de i24Web

También te puede interesar…

Poemas que aumentaran la creatividad de los niños

Videos i24Web

El cómo entender a la poesia


Síguenos en Facebook