El cine de ciencia ficción inspira el diseño de autos

Después del estreno en 2014 de la película de Marvel Studios Capitán América y el soldado de invierno, los diseñadores de Fiat Chrysler Automobiles NV querían incluir las visualizaciones computarizadas futuristas de la cinta en autos del mundo real. Así que la automotriz contrató al artista de efectos especiales detrás de los aparatos del superhéroe para hacer realidad su idea.

Perception, una firma de efectos visuales de Nueva York que creó la apariencia de los aparatos digitales en el universo de Marvel, trabajó con el equipo de la automotriz para reimaginar la forma en la que la información fluye entre los autos y los conductores. El concepto de cabina de mando del Jeep resultante, que incluye tres pantallas y un parabrisas de realidad aumentada, fue exhibido en enero durante la Feria de Electrónicos de Consumo de Las Vegas.

Al igual que en las películas, las funciones de simulación del Jeep están sincronizadas con el mundo real. Por ejemplo, la pantalla que representa el concepto de parabrisas muestra el camino sobrepuesto con pistas visuales que pueden indicar que un auto frenó más adelante, la cercanía de un paso peatonal o la ruta hacia un espacio de estacionamiento.

“En lugar de tratar de escapar de sus enemigos, el sistema está tal vez asegurándose de que esquive un peatón, o está viendo a través de un edificio que un vehículo de emergencia está a punto de pasar rápido por la intersección”, dijo John LePore, director creativo de Perception.

A medida que los vehículos realizan funciones reales que solían ser posibles sólo en la ciencia ficción, los fabricantes están tratando de hacerlas fáciles de usar para los conductores. No siempre han tenido éxito. Las automotrices han sido criticadas por instalar tableros complejos y confusos. La revista Consumer Reports y la encuesta anual de calidad inicial de J.D. Power han llamado la atención a las empresas por interfaces de usuario defectuosas y confusas.

En respuesta, las empresas del sector están aumentando el gasto en sistemas de tableros de mando de US$10.100 millones en 2015 a US$22.000 millones en 2022, según la firma de investigación IHS Markit. Y para ello buscan firmas como Perception, que también tiene como clientes a Ford Motor Co. y Mercedes-Benz para que les ayuden a crear una experiencia de usuario más atractiva.

“Cuando tiene un mar de autos crossover de tamaño mediano y sedanes compactos y de cinco puertas que están impulsando las ventas, ¿cómo se diferencia?”, pregunta Mark Boyadjis, analista de IHS Markit. “Todo se reduce a la experiencia que el usuario tiene con el sistema y si el cliente quedará contento o no”, dijo.

BMW AG presentó el año pasado una nueva función en su sedán de alta gama de la serie 7 que parece traído directo de la pantalla de cine: control de gestos. Los usuarios pueden ajustar el volumen de la música moviendo un dedo en el aire o contestar una llamada con un golpe de mano.

Estas interacciones son algo que la gente ha esperado desde que Sentencia previa, la película con Tom Cruise, las estrenó en 2002, dijo Adrian van Hooydonk, jefe de diseño de BMW Group. “Ahora es realidad, y veo todas las posibilidades de ir mucho más allá”.

Imagen relacionada

La mayor atención que las automotrices están prestando a las interfaces de usuarios resalta un dilema en momentos en que el sector automotor y empresas de tecnología se preparan para un futuro en el que los autos tendrán habilidades comparables a las humanas para detectar qué pasa alrededor y decidir cómo responder: incluso los vehículos de conducción autónoma tendrán que ofrecer a los pasajeros formas de interactuar con muchas de sus funciones.

Chris Rockwell, presidente de Lextant, una firma de diseño de Columbus, Ohio, apunta a Yo robot, la película de 2004, como una forma de enmarcar una conversación alrededor de esa idea. El Audi de conducción autónoma de Will Smith parece no darle una herramienta para dirigir el vehículo. Pero cuando oprime un botón para tomar el control, aparece rápidamente un volante del tablero.

La colaboración de Fiat Chrysler con Perception inspiró a Ralph Giles, el jefe de diseño de la automotriz, a reforzar su equipo con diseñadores que tienen experiencia en animación, mientras la compañía trabajaba en los tableros en la nueva minivan Chrysler Pacifica y el Chrysler 300 de 2017 y otros modelos de autos grandes.

“La mayoría de la tecnología que hacen en las películas es fantasía total, pero está hecha tan bien y de forma tan convincente que lo ayuda a uno a imaginar el mundo de forma muy viva”, señaló Giles. “Con un realismo tan sólido en el cine, se le olvida que es una película después de un rato y se pregunta ‘¿por qué no podemos hacer eso hoy?’. De alguna forma aceleran a la fuerza el futuro”.

Con información de Journal

Te puede interesar:LA EXITOSA UNIÓN DE NETFLIX Y MARVEL

De la Galeria de i24 videos


Síguenos en Facebook