Devin Patrick Kelley: el chico de 26 años que asesinó a 26 personas en una iglesia de Texas

Una vida alarmante. Así puede comenzarse a hablar de Devin Patrick Kelley, el chico que con solo 26 años entró en una iglesia bautista de Texas, asesinando a 26 personas de entre 5 y 72 años de edad con un rifle de asalto de uso militar Ruger AR-15.

Devin era ex miembro de la Fuerza Aérea de Estados Unidos.

devin-kelley
Foto: Kienyke

Expulsado tras un juicio marcial, luego enfrentó cargos por violencia doméstica y crueldad animal.

Desde el año 2009 se enlistó para terminar siendo aviador de bajo rango en un batallón de logística.

devin-kelley 1
Foto: Aljazeera

El año 2012, mientras formaba parte de la Base Aérea Holloman en Nuevo México, fue acusado por asalto a su cónyuge y asalto a su hijo. Al menor le rompió la cabeza.

Pagó 12 meses de reclusión, fue reducido al rango más bajo (E-1), y liberado con una nota de mala conducta.

Pero, en 2014 volvió a contraer matrimonio. Esta vez con Danielle Lee Shields. Esta vez en Texas.

devin-kelley
Foto: Heavyeditorial

Cuando se inscribió para votar, puso de dirección un estacionamiento abandonado para remolques en Colorado Springs.

Una vecina de Devin relató que tuvo muy poco contacto con la pareja. Cuando mucho, un breve saludo con la mujer con la que vivía.

Nunca escuchó alguna discusión. El único altercado fue con un vecino que lo acusó de maltratar a su perro pitbull, el cual lo mantenía encadenado bajo el sol.

Se volvió a saber de él cuando se mudó a New Braunfels. Supuestamente, la casa de sus padres, la cual quedaba a solo una hora de la iglesia donde asesinó a 26 personas.

devin-kelley 2
Foto: DW

Poco después, había intentado huir del lugar del siniestro a bordo de su vehículo, el cual terminó chocando. Cuando los agentes se acercaron, lo encontraron con un disparo. Se había suicidado.

¿Cuál fue su motivo?

Los agentes de la policía de Sutherland Springs han señalado como motivo “problemas familiares”.

“No contemplamos que la acción de ayer se deba a motivos raciales o religiosos; sí podemos decirles que había una serie de problemas domésticos en su familia”.

Foto: Nick Wagner

Pudo conocerse que la suegra de Devin asistía a la misma iglesia atacada. Ese trágico domingo no pudo ir. Se confirmó que el sujeto la había amenazado vía mensajes de texto.

“Sabemos que había enviado mensajes de texto amenazantes y no podemos entrar en detalles sobre ese problema familiar que continúa siendo minuciosamente investigado”.

Con información de BBC Mundo, NYTimes y Univision


Síguenos en Facebook